www.lacted.com
Counter
Nombre:
Email:
Suscríbete al boletín
Estas páginas son manejadas por
Carmen Cabrer, LLLL, IBCLC, RLC, CCE
Copyright LACTED 2005-2013
Todo lo que necesitas saber sobre las contracciones


















Las contracciones son parte del proceso natural de parir.  Pero
aun cuando todas sabemos este detalle, a la mayoría de nosotras
nos preocupan como van a ser las contracciones; mucho más
cuando escuchamos cuan dolorosas estas pueden ser.

¿Habías escuchado que el conocimiento es poder?  Esto es cierto;
y por esto, mientras más conozcas del parto, y de las
contracciones, más fácil será poder manejarlas durante el trabajo
de parto y parto.  Por eso es que la preparación es la clave; y por
esto las clases de preparación para el parto son tan importantes.  
Mientras más conozcas, mucho mejor.  Por eso es bueno saber
(1) que son las contracciones; (2) como se sienten; (3) que
puedo hacer para el manejo del dolor.  

Para empezar,
las contracciones son simplemente la tensión y
relajación del musculo uterino
.  Las contracciones son lo que
ayuda a que el bebe salga del útero al mundo exterior.  Las
contracciones también ayudaran luego del parto a que el útero
vuelva del tamaño en que esta al final del embarazo (1000% más
grande) al tamaño de una pera.  

Durante el trabajo de parto, las contracciones ayudan a que
el musculo uterino disminuya en tamaño
.  Durante la
contracción, el musculo uterino se tensa; y luego de la
contracción, este se relaja, y se hace más corto; y de esta forma,
ayuda al bebe a bajar a través del pelvis.  

Durante el pre-parto (tiempo antes de que comience el
parto), la cerviz se va madurando para prepararse para el
parto.
 Durante este periodo, una puede sentir varias
contracciones irregulares, y de poco o ningún dolor; las cuales
pueden ocurrir cada cinco minutos por un periodo de 20 minutos;
o una cada media hora; o una cada hora, o hasta una por día!  
Usualmente uno puede distinguir si la contracción es de pre-parto
o parto cuando estas disminuyen si nos sentamos o nos
acostamos, ya que el pre-parto es un proceso que comienza y
termina.  Otra señal es que, en el proceso de pre-parto, podemos
fácil llevar una conversación, aun con estas contracciones.

Las contracciones de parto activo son diferentes; para
empezar, una prácticamente no es capaz de hablar durante ellas.  
Estas duran alrededor de 60 segundos (o más), con el dolor
aumentando alrededor de los 30 segundos desde que comienza la
contracción.  Por lo general, las contracciones de parto activo son
bien regulares, y gradualmente aumentan en intensidad.  Claro
está, cada mujer es diferente.  Recuerda que esto es tan solo una
guía.

Entonces,
¿Cómo se siente una contracción?  Esa es la
pregunta que nos hacen constantemente.  La mayoría de las
mujeres te dirán que es bien parecido a las molestias que se
sienten durante la menstruación (dolor en el vientre bajo).  Para
otras, es un dolor de espalda notable.  Sin embargo, no es un
dolor repentino, sino un dolor que va aumentando en intensidad.  
En nuestra clase hacemos varios ejercicios para que uno asocie
que se puede esperar en cuanto a dolor.  Una de los ejercicios
que hacen algunos educadores prenatales es que hagan una
sentadilla (squat), y se mantengan en esa posición entre un
minuto a minuto y medio.  La molestia que se siente en los
muslos es prácticamente la misma sensación que se siente
durante una contracción.  

Ahora,
¿Cómo se maneja el dolor de la contracción durante
el trabajo de parto y parto?
 Para empezar, las contracciones
las tenemos que ver como algo positivo, cuya meta es que pronto
tendremos a nuestro bebe en nuestros brazos.  Si vemos las
contracciones y el dolor de parto como algo negativo, lo primero
que pasa es que nuestro cuerpo libera adrenalina, una hormona
de estrés, que hace que las contracciones duelan aun más.

Así que la clave del parto es mantenernos relajadas.  Por eso en
las clases de parto enseñamos diferentes técnicas para poder
mantenernos relajadas durante el proceso de trabajo de parto y
parto, de forma que las contracciones duelan mucho menos—
entre ellas el hipnoparto, la visualización, y las respiraciones.  
También se le enseña a los acompañantes otras técnicas para
mantenerte relajada, como por ejemplo, el masaje.  El saber
cuáles posiciones son ideales para el trabajo de parto y parto
también ayudan, ya que a la vez que el útero se contrae, las
posiciones que usemos ayudan a que el bebe sea guiado a través
de la pelvis.  Las mujeres que practican y conocen todos estos
diferentes métodos tienen partos más fáciles.  







Temas relacionados:

¿Como sé que estoy de parto?

Todo lo que necesitas saber sobre las contracciones
Educacion Continua de
Lactancia Materna
Síguenos!!!
   Tu embarazo semana a semana
4  5  6  7 8  9   10  11  12  13  14  15  16  17   18  19  20  21  22  
23  24  25  26  27  28  29  30  31  32  33  34  35  36  37  38  39  40  
Bookmark and Share